Inicio > gato, gatos, remedios > Remedios: chupar lana

Remedios: chupar lana

CHUPAR LANA
8 formas de proteger sus prendas

Los gatos hacen cosas insólitas: duermen en el cajón de los cubiertos, destrozan rollos de papel higiénico o se pasan  largas horas contemplando su propia imagen en el espejo.
Pero cuando pensaba que ya lo había visto todo, descubre que su felino tiene una nueva afición: chupa jerséis,  alfombras, calcetines, mantas y toallas. Aunque la lana es el material favorito, cualquier otro con una textura suave los  contentará. Los veterinarios ignoran la causa de esta afición, aunque aparece con mayor frecuencia en animales que han sido destetados pronto. Los siameses sienten una predilección especial por la lana, pero el hábito se da también en otras  razas. Si desea encontrar una solución antes de perder su vestuario de invierno, siga estos consejos.
Sólo para gatos

  • Retire la tentación. La mejor manera de evitar que su gato chupe sus jerséis es mantenerlos fuera de su alcance. Por lo  tanto, guarde las prendas de lana en un armario bajo llave. Si a su gato le gusta chupar objetos que usted no puede quitar  de en medio -como la alfombra o la colcha de la cama-, la única alternativa es prohibirle el paso a las habitaciones donde  puede provocar más daños.
  • Cómprele juguetes. Un animal con muchos juguetes a su disposición para morder será menos propenso a echar el ojo  -y el diente- a sus prendas favoritas. En las tiendas de artículos para animales de compañía se venden juguetes de lana  para satisfacer el apetito de estos gatos. (nota mia, no hace falta comprar, juguetes manuales hechos por ti le van a divertir tanto o más como los comprados) Experimente y descubra cuáles son sus juguetes favoritos.
  • Recurra a la fibra. Una dieta rica en fibra puede contribuir a saciar esta cuyosa necesidad de su gato. En ocasiones, el  simple hecho de comenzar a darles alimentos secos consigue desterrar el hábito de chupar lana.
  • Dele lechuga. Aunque la razón no está clara, parece que la lechuga puede ayudar a que el gato se olvide de la lana. A  los gatos les gusta particularmente la lechuga romana. Algunos se aficionan a ella y olvidan sus hábitos destructivos. Sírvale 1 o 2 hojas de lechuga al día, enteras o cortadas, según las preferencias del interesado. o algo más crujiente. Si a  su gato no le gusta la lechuga, es probable que acepte otras alternativas más crujientes, como guisantes, piel de patata  cocida o incluso un poco de beicon.
  • Ahuyéntelo con malos olores. Para evitar travesuras, rocíe las prendas de alto riesgo con un repelente para  animales de compañía. Los veterinarios recomiendan un producto con sabor a manzana ácida. Mientras pulveriza las  prendas, ponga un juguete de lana cerca del animal. De esa forma el animal aprenderá que el juguete es más apetitoso  que el objeto de su deseo.
  • Use bolas de alcanfor. Unas cuantas bolas de alcanfor en el armario o en el cesto de la ropa sucia ayudarán a  mantener alejado a un felino destructivo. Sin embargo, asegúrese de guardar las bolas dentro de un pequeño cesto  cerrado, pues a algunos animales les gusta su sabor.
  • Haga sonar la alarma. Una forma de salvaguardar sus jerséis y otras prendas de lana es instalar una alarma que  detecta el movimiento dentro del armario. Cuando el gato oiga la alarma se asustará y huirá del armario.

Fuente: Remedios caseros para perros y gatos

Entrada dedicada a @morrigans

Anuncios
Categorías:gato, gatos, remedios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: